Aplicación de criterios de usabilidad en sitios web: consejos y pautas para una correcta interpretación

David Maniega Legarda (dmaniega@uoc.edu)
Técnico webmaster de la Biblioteca Virtual de la UOC
biblioteca@uoc.edu

Indice

  1. Resumen
    1. Palabras clave
  2. Introducción
  3. Diseño conceptual general de las páginas del sitio web
    1. Consejos a tener en cuenta

Documento

Resumen subir

Ante el gran alud de contenidos que se le ofrecen al usuario en los sitios web, hay que velar cada vez más por el binomio inmediatez-utilidad para poder ser más efectivos y provocar en aquél una satisfacción doble, la práctica por la fácil consecución de sus objetivos y la emocional, siendo esta totalmente subjetiva ya que está íntimamente ligada con la percepción durante el proceso de interacción con el sitio web.

Construir y diseñar un sitio web es una tarea que requiere de una serie de cuidados específicos, a nivel formal, organizativo, visual, de contenidos, etc., y para ello hay que observar una serie de normas básicas enfocadas a la consecución exitosa del mismo. En este artículo abordamos esos cuidados en forma de pautas o criterios que no debemos dejar de lado para ofrecer entornos fáciles de utilizar, prácticos y, sobre todo, pensados para cumplir con las necesidades y expectativas de los usuarios.

Palabras clave subir

Usabilidad, facilidad de uso, diseño centrado en el usuario (DCU), sitio web, percepción visual, arquitectura de la información, interfaz, contenidos.

Introducción subir

A lo largo de la historia la usabilidad ha estado a nuestro lado casi sin percatarnos de ello, al menos conscientemente, teniendo una gran importancia en una innumerable lista de objetos cotidianos que utilizamos sin mayor complicación, casi de forma autómata. Precisamente es aquí donde quiero hacer un énfasis especial, en el concepto implícito éxito de uso (causa-efecto) y usuario (agente fundamental y centro del proceso creativo), de forma que todo aquello que ha sido adoptado y usado de forma fácil, sencilla y sobretodo directa, sigue siendo vigente sin que a menudo reflexionemos el por qué.

Es obvio que para que este éxito de uso, con la consiguiente satisfacción del usuario, sea factible, debemos aportar buenos contenidos y servicios, pero a su vez si éstos no son fáciles de encontrar y usar, la percepción del entorno se tornará negativa, menoscabando la utilidad con la que fueron concebidos y dispuestos al usuario. Es en este punto donde la usabilidad nos servirá para facilitar este cometido.

Sobre usabilidad existen varias definiciones a las que nos podríamos remitir desde la bibliografía especializada, pero de entre todas ellas nos podemos decantar por una de las más escuetas pero eficaces para aplicar de forma directa a una sitio web; es la pronunciada por Steve Krug (2006), maestro de la sencillez, que se refiere a este concepto señalando que no hay que hacer pensar al usuario en su proceso de interacción con una página web, sino que ésta sea tan clara, obvia y fácil de entender, que implique la acción directa y no la pérdida de tiempo en su intento de exploración y comprensión de lo que se le ofrece por pantalla.

Es por tanto fundamental tener en cuenta que una buena usabilidad es aquella que pasa totalmente desapercibida porque el usuario puede entender sin esfuerzo, qué puede hacer, a dónde puede ir y qué le ofrece la página que consulta y, por ende, todo un mismo sitio web, sin esfuerzo, de forma totalmente directa..., fácil de usar. Esta sencillez se traduce directamente en velocidad de acción, de interacción, que es un factor primordial que los usuarios demandan a un sitio web. Si el usuario no es capaz de encontrar lo que busca de forma rápida, automáticamente tendrá una percepción negativa del sitio web, y por este motivo, es tarea de la usabilidad el velar porque todo se comporte como el usuario espera para obtener una experiencia de usuario satisfactoria en el proceso de interacción.

Partiendo de esta filosofía, vamos a proceder a especificar algunas pautas fundamentales que debemos tener en cuenta a la hora de crear páginas web, sentando unas bases genéricas pero fundamentales sobre la usabilidad y sus principios básicos en base a las formulaciones expuestas por expertos como Nielsen (2000) o Krug (2006), añadiendo el punto de vista de Tognazzini (1), que enfatiza en los aspectos relacionados directamente con la interfaz en referencia a los procesos de la percepción del usuario y sus consecuencias directas.

Para especificar estas diferentes pautas, nos vamos a centrar en cómo podemos diseñar de forma genérica las páginas del sitio y sobre qué elementos hay que hacer énfasis para planificar y presentar correctamente los contenidos.

Diseño conceptual general de las páginas del sitio web subir

El diseño de nuestras páginas debe estar abocado a la sencillez para evitar las posibles distracciones que se puedan originar y, para ello, debemos contar igualmente con una arquitectura de la información que lo haga posible, siendo ésta simple, lógica y directa. En base a estos criterios deberemos hacer un especial énfasis en aspectos como:

  1. La estructura global del sitio, diseñada pensando en los contenidos y no en los organigramas o estructuras organizativas.
  2. La navegabilidad, diseñada para ofrecer caminos claros desde el origen al destino, sin terminología compleja y con la misión de orientar al usuario (2)

(1) TOGNAZZINI, Bruce. First Principles of Interaction Design. http://www.asktog.com/ [Consulta: 9 de octubre de 2006]. Se puede acceder a una versión traducida y adaptada al español en http://www.galinus.com/es/articulos/principios-diseno-de-interaccion.html [Consulta: 9 de octubre de 2006]

(2) De entre los sistemas para orientar al usuario en su navegación, tenemos la opción de crear las secciones llamadas migas de pan o breadcrumbs. Esta técnica está encaminada a ofrecer contexto de situación al usuario para determinar su recorrido hasta una ubicación concreta dentro de la página o su situación dentro de una estructura jerárquica del sitio. En el artículo Tipos de breadcrumb, o cómo orientar al usuario, de Jesús Carreras se nos explica qué tipos de breadcrumbs existen y cuál es su funcionalidad. http://www.dnxgroup.com/ideas/articulos/tipos_de_breadcrumb.html [Consulta: 6 de octubre de 2006]

  1. La consistencia, tanto a nivel de contenidos como del formato visual así como la disposición de elementos en las páginas, ofreciendo entornos homogéneos que ayuden a potenciar una comunicación efectiva del mensaje y, a su vez, ayuden al usuario a formarse un modelo mental del sitio.

Consejos a tener en cuenta: subir

P1 - Lenguajes y estándares web
Antonio Llamas
contactar
© Todos los derechos reservados.